Asociación Chilena de Organismos No Gubernamentales

En nuevo aniversario de Convención de Derechos del Niño/a:

Organizaciones alertan que persiste deuda del Estado chileno con la niñez

Centenares de niñas y niños celebraron el 27º aniversario de la creación de la Convención Internacional sobre Derechos del Niño, en el Parque André Jarlán, en el sector sur de Santiago. En la ocasión, las redes de organizaciones de infancia sostuvieron que "los pendientes con este grupo de la sociedad siguen siendo muchos. Demandamos, una ley integral de garantía de derechos para todos los niños y niñas que habitan nuestro país, cumpliendo por fin con el compromiso adquirido de realizar todas las modificaciones legislativas necesarias para comprender al niño, niña y adolescente como un sujeto social de derechos".

fn1_725Más de mil niños y niñas, pertenecientes a 14 jardines infantiles de la Red Cec (Centros de Educación Comunitaria), participaron el pasado viernes del aniversario de la Convención de los Derechos de la Niñez, creada en 1989 y ratificada por Chile un año después.
También se contó con la presencia de niños, niñas y adolescentes que interactuaron de esta actividad intergeneracional, disponiéndose a realizar distintos tipo de talleres y dinámicas.
La cita se dio en el parqué André Jarlan, en la capitalina comuna de Pedro Aguirre Cerda, y fue organizado por cuatro importantes redes de organizaciones que trabajan por la promoción de derechos de la niñez y la adolescencia: Movilizándonos, la Red CEC de Centros Educativos Comunitarios, la Red de ONGs de Infancia y Juventud ROIJ-Chile y el Bloque por la Infancia.
COMUNICADO
A 26 AÑOS DE LA RATIFICACIÓN DE LA CONVENCIÓN, CHILE ESTÁ EN DEUDA CON LOS NIÑOS, NIÑAS Y ADOLESCENTES 
 
En el contexto de la conmemoración de la ratificación de la Convención de los derechos de la niñez por el Estado de Chile, las organizaciones de la sociedad civil nos auto-convocamos para levantar la voz de niños, niñas y adolescentes que viven en Chile.
A 26 años de la ratificación de la Convención, los pendientes con este grupo de la sociedad siguen siendo muchos. Demandamos, una ley integral de garantía de derechos para todos los niños y niñas que habitan nuestro país, cumpliendo por fin con el compromiso adquirido de realizar todas las modificaciones legislativas necesarias para comprender al niño, niña y adolescente como un sujeto social de derechos.
El próximo viernes 18 de noviembre, a las 9:00 de la mañana, en el Parque André Jarlan
(Av. Salesianos 2701, Pedro Aguirre Cerda),  queremos celebrar la vida para demandar a que los garantes de derechos, cuyo principal actor es el ESTADO, cumplan su rol y promulguen la ley adeudada.
Porque Chile necesita:
  • Un DEFENSOR DE LA NIÑEZ AUTÓNOMO para que niños, niñas y adolescentes puedan acceder a procesos simples y adecuados para exigir la vigencia de los derechos humanos en su cotidianeidad.
  • Una LEY DE GARANTÍA DE DERECHOS que no quede dependiente a los recursos económicos disponibles, sino que sea elaborada desde una perspectiva de derechos humanos.
  • UNA INSTITUCIONALIDAD con recursos suficientes para que se constituya en ente rector, articulador y con potestad ante todos los ministerios y servicios, que deben garantizar los derechos de niñas, niños y adolescentes, monitoreando y evaluando la política nacional de infancia y asegurando que a nivel territorial se cuenta con todas las condiciones para que sus habitantes ejerzan sus derechos.
  • Una BASE DE DATOS DESAGREGABLE Y COMPLETA que permita conocer la realidad de los programas, planes y proyectos que se elaboran para niños y niñas. Conociéndose los recursos existentes y su inversión en niñez.
Es necesario que el Estado, como principal garante de derechos de la niñez, comprenda y se comprometa con la inversión en niñez. Pues, garantizar los derechos de la niñez es el compromiso adquirido al ratificar la Convención sobre los derechos del niño, la máxima inversión pública en cuanto a calidad y cantidad es necesaria para lograr este objetivo.
Esto obliga a generar el conjunto de indicadores, desde donde los diferentes actores involucrados, puedan acordar formas de evaluación, creación y monitoreo de los avances o los retrocesos de las políticas públicas y sus presupuestos. La evidencia demuestra que invertir en la niñez trae como resultado futuras generaciones de adultos con un mejor nivel de educación, salud y productividad; y que contribuye al desarrollo sostenible de los países.